27 de julio de 2016 COMUNICADOS DE PRENSA
 
 
Histórica visita de la Fragata Libertad al Reino Unido tras 14 años.
 
 
 

Liverpool. 23 al 26 de julio.

Liverpool quedará en la memoria de los tripulantes del 45º Viaje de Instrucción de la Fragata Libertad como una experiencia de vida inolvidable. Esas que se cuentan a los nietos. El primer indicio fue durante la llegada el pasado sábado: 351 marineros ingresaron al puerto trepados a los mástiles cantando canciones de The Beatles. El domingo, más de 1500 visitantes pudieron apreciar de primera mano, tras 24 años sin amarrar en la ciudad, la majestuosidad del velero que conserva el récord del cruce del Océano Atlántico Norte. Fue un símbolo importante para la comunidad de argentinos en el Reino Unido, que pudieron visitarla luego de 14 años, orgullosos del mensaje de amistad que porta nuestra “Embajadora de los mares” en su travesía del Bicentenario. El lunes, los representantes argentinos, junto a miembros de la comunidad galesa, llevaron una ofrenda floral al Mimosa Memorial, que conmemora la partida de los primeros galeses a la Patagonia en 1865. Por la tarde, los cadetes recibieron e intercambiaron experiencias con sus pares de la Universidad de Liverpool (Royal Navy Unit). El martes, la Fragata zarpó hacia Dublín, y llegará a Argentina en noviembre luego de 196 días de viaje.

“Es un privilegio tener a la Fragata, la mejor embajadora, mucho mejor que yo.—bromeó el nuevo Embajador Argentino ante el Reino Unido, R. Carlos Sersale di Cerisano, y agregó—Es histórico para nosotros los argentinos, luego de tantos años sin recibir su visita en el Reino Unido”. Durante una recepción el lunes por la noche, víspera de la partida de la nave a Dublin, el diplomático dio la bienvenida a los representantes del Ministerio de Defensa y agradeció a las autoridades locales- especialmente a Mr Jim Davies the High Sheriff of Merseyside—por el apoyo y el trabajo para que fuera posible el arribo del buque escuela.

En su turno, el Comandante Ignacio Errecaborde dijo que “nuestras sociedades, la británica y la argentina, son muy cercanas. Más de lo que las personas tienden a pensar”. “Esos valores compartidos, son como un lenguaje para comunicarse y conectarse”, agregó el padre de la tripulación, que propuso “un brindis por esos vínculos y valores comunes del pasado que deberían llevarnos al futuro. Salud.” La cálida despedida fue una manifestación de la enriquecedora experiencia construida en 4 días durante el regreso de la Fragata Libertad al Reino Unido.

El sábado por la noche la Fragata Libertad hizo su ansiada entrada a Liverpool—puerto que no visitaba desde 1992—con música de The Beatles. La tripulación hizo un colorido homenaje a la banda entrando, con los gavieros desplegados en los palos decorados con banderas, y cantando “Yellow Submarine”, “All you need is love” y “I want to hold your hand”, entre otras.

“Estamos muy contentos de estar en el Reino Unido después de tanto tiempo”, aseguró el Comandante Errecaborde minutos después del amarre, y manifestó el valor de esta experiencia para las nuevas generaciones de cadetes a bordo. “Pasaron 14 años desde la última visita a este país, y llegar a este puerto, a esta ciudad tan musical y tan joven, nos llena. Tenemos nuevos desafíos y nos gusta construir puentes”, agregó.

El lunes, a unos cientos de metros de Cammel Laird &Co (Birkenhead), el astillero donde la Fragata Presidente Sarmiento—antecesora de Libertad—fue construida en 1897, el Embajador Sersale señaló que nuestros países tienen “vínculos fuertes” y “una larga relación”. “Parte de mi tarea es poner las relaciones entre ambos países, en este caso entre sus Armadas, en el nivel en el que deberían, exprimiendo todo su potencial”, dijo a la prensa local.

Minutos antes, junto a destacados miembros de la comunidad galesa de Liverpool, autoridades locales y en compañía del Comandante Errecaborde, acercaron una ofrenda floral al Mimosa Memorial, inaugurado en 2015 para conmemorar los 150 años de la partida de los primeros colonos galeses a la Patagonia.

“Los galeses son un ejemplo distintivo a la hora de mantener sus tradiciones pese a ser argentinos. Tenemos vínculos culturales muy fuertes”, destacó el Embajador Sersale. Errecaborde agregó: “Hace unas horas, a unos metros de aquí, homenajeamos a un grupo de británicos que en el pasado decidieron emigrar para empezar una nueva vida en el fin del mundo: Patagonia. Si visitan la provincia de Chubut, verán la bandera con el dragón rojo flameando lado a lado con el celeste y blanco de la nuestra. Esos argentinos han mantenido sus valores culturales y las tradiciones que sus ancestros trajeron a mi país”.

Por la tarde, un grupo de estudiantes de la Universidad de Liverpool (Royal Navy Unit), visitó la fragata y pudieron recorrer la nave con nuestros cadetes, ocasión que sirvió para intercambiar anécdotas, experiencias a bordo y la vida en la Marina”.

 
 
   
  .